Próximas Tendencias en la Industria de Transporte Marítimo

Diana MaureEnvío de Carga, Envíos marítimos, GeneralLeave a Comment

Estamos enfrentando grandes cambios en la industria. No solo está cambiando el sector, sino que está sucediendo muy rápido. Los cambios en el mercado afectan las bolsas, acciones, precios y la línea de fondo. Este artículo estudia los problemas claves que los transportistas deberán prever en el 2017.

Alteración en la industria

El proceso disruptivo comienza con la transformación digital. En estos días, las líneas entre el comercio electrónico, el transporte y las cadenas de suministros ya no son tan diferentes. Mientras que las compañías buscan la sinergia y la eficiencia, se confunden sus roles. Este verano 2017 será tiempo para realizar exámenes de conciencia y de grandes transformaciones dentro del sector. Por largo tiempo los portacontenedores fueron capaces de salirse con la suya con fundamentos débiles que encapsulaban altos costos, ineficiencias, sobrecapacidad y sobre inversión en activos fijos y disminución en tarifas de fletes. La caída de Hanjin trajo consigo estas peculiaridades y le mostró a la industria que no pueden tomar a su mercado por sentado.

Como consecuencia de todos estos cambios, llega una serie de movimientos de racionalización del tonelaje para reconectar la oferta a la demanda. Los transportistas están cooperando entre si al darse cuenta que si uno falla todos fallan. Por ejemplo; ellos comparten activos tales como transportistas e instalaciones para aumentar la eficiencia. En un punto el 7% de la flota global estaba vacía y sin producir. Algunos de estos cambios necesitarán cristalizarse antes de que pueda asegurar su impacto a largo plazo.

Aumento de la flota y tamaño de buques

Otra consecuencia de los cambios en la industria se refleja en el crecimiento de unidades y tamaño de los buques. Esto cambiará la dinámica de las operaciones en el manejo de la sobrecapacidad. Se espera un crecimiento de 3.7% de la capacidad para el 2017. Esta tasa de crecimiento es mucho más alta de la experimentada en el 2016 (promedio 1.1%). Para el cierre del año pasado, las tarifas de fletes se estaban recuperando pero no lo suficiente para dejar atrás el declive histórico del 2016.

Existe una dimensión sectorial y regional de estos cambios. Por ejemplo; las tarifas spot de la ruta Asia-Europa llegó a su punto más alto el 1ero de Julio del 2016 antes de deslizarse. Las tarifas de Asia a la Costa Este de EE. UU repuntaron el 30 de diciembre del 2016. Parece que la era de las predicciones de toda la industria está llegando a su fin, a favor de estadísticas localizadas. La apertura del Canal de Panamá ha hecho que los buques Panamax sean redundantes. Recientemente Rickmers India era el buque más joven (7 años) en ser vendido para chatarra. El crecimiento previsto del PIB de 3.4%  debe alzarse para poder manejar la sobrecapacidad. Sin embargo, el Boston Consulting Group insiste que la sobrecapacidad empeorará y se duplicará para el 2020.

Las Políticas de Trump

La elección de Donald Trump como presidente de los Estados Unido ha traído consigo muchas consecuencias en todas las industrias. La industria del transporte no es una excepción. El presidente ha firmado dos decretos presidenciales que han cambiado significativamente la participación del país en el comercio internacional. La industria de transporte marítimo moviliza el 90% de los bienes involucrados en ese comercio. Específicamente; Trump ha luchado para reducir el déficit de comercio al dirigiéndose a aquellos países con los cuales Estados Unidos tiene un gran déficit comercial. También han sido  aplicados controles sobre los transportistas que operan con los países con historial de evitar multas e impuestos. Esto significa que algunos de los nuevos transportistas deban pagar indemnizaciones antes de permitirles el atraco en los puertos de Estados Unidos. Esto puede paralizar a los pequeños operadores, abriéndole camino a las grandes alianzas.

Aún más preocupante es la incertidumbre que rodea la posibilidad de que Trump imponga un número de tarifas e impuestos en los países que dominaban la industria del transporte marítimo. La salida del Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica y del Tratado de Libre Comercio de América del Norte aun esta en consideración. La implicación indica que los términos deben ser más amistosos con EE. UU; de lo contrario, los países se enfrentaran con maniobras hostiles de la administración.

Alianzas

Entre las cuatro alianzas más grandes que están dominando la industria se encuentran:

  1. Ocean Three (China Shipping, CMA CGM y United Arab Shipping
  2. CKYHE Alliance (COSCO, Evergreen, K-Line, Yang Ming y Hanjin)
  3. G6 (APL, Hapag-Lloyd, Hyundai MM, MOL, NYK y OOCL)
  4. 2M (Maersk Line y MSC) dentro de la ruta Asia-Europa. Es la ruta de comercio más grande del mundo.

A parte de la 2M Alliance, todas las demás esperan cambios significativos dentro de los próximos meses. Desde el 1ero de Abril la THE Alliance, Ocean Alliance y la 2M han integrado a nuevos miembros. Las fusiones y adquisiciones en el 2016 continuarán moldeándose e influenciando la industria. Caso el 77.2% de toda la capacidad global de contenedores será tomada por los jugadores principales. Estos mismos transportistas se apoderarán de casi el 96% de las rutas de este a oeste. Sólo la Ocean Alliance ofrece hasta 40 circuitos; seguido por la THE Alliance con 32 y la 2M con 25.

También, algunas rutinas están cambiando en la Ocean Alliance y la THE Alliance con 11 rutas Asia-Norte de Europa semanales. Se espera que la 2M aumente sus Servicios en la ruta de 5 a 6. A pesar de estos desarrollos; aún hay un déficit de información oportuna para los transportistas. Por ejemplo; la Ocean Alliance todavía no ha desvelado por completo sus itinerarios y buques o tiempos de tránsito. Esto trae consigo incertidumbre en la industria como un todo.

Algunos puertos les va mejor que a otros. Singapur espera un auge en los negocios con 34 llamadas semanales, frente a 29. El Puerto Klang, en Malasia, perderá llamadas de 11 a 5 semanales. En cualquiera de los casos, los transportistas deberían esperar retrasos significativos mientras preparan el papeleo y los procedimientos burocráticos.

Go Green

El verde es el nuevo negro en la industria del transporte marítimo. Existen medidas estrictas sobre las emisiones de carbón y los costos de la degradación ambiental. Se espera que el Comité para la Protección Ambiental Marítima de la Organizacion Marítima Internacional continuará monitoreando el número de indicadores clave ambientales incluyendo:

  1. Consumo de combustible
  2. Emisiones de Sulfuro
  3. Manejo del agua del Lastre

Los consumidores prestarán más atención del origen de sus bienes y la ruta que toman. Están llegando formas nuevas para reducir la huella de carbono dentro de una industria que no tiene buena reputación en esta área. Por ejemplo; existen mejoras en el diseño de motores  así como el uso de recubrimientos de alta tecnología y cojines de aire / skysales.

Estamos en una época de cambios pero también de oportunidades. Los transportistas necesitan estar atentos a los rápidos cambios para no ser tomados por sorpresa. Es muy preocupante pero también es emocionante para la industria.

Diana Maure on EmailDiana Maure on Linkedin
Diana Maure
Recently promoted to Sales Manager, Diana started in 2004 as the Foreign to Foreign Manager for ShipLilly. Her unique background has allowed her to help improve the supply chain of many international clients and provide customized logistical solutions throughout the years.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *